Entregan autoridades judiciales los restos de las personas calcinadas en Papantla

Comparte con tus amigos...

*Tras varios días de intensas pruebas forenses.

Información y fotografías de Bernabé Vallejo Olvera

PAPANTLA, VER.– Tras varios días de espera y la presión ejercida por amigos, ciudadanía, vecinos, trabajadores del volante así como autoridades locales, los familiares de las personas calcinadas, recibieron la notificados judicial por parte del Fiscal Tercero de la UIPJ del VIII Distrito, el licenciado Gelasio Santiago Olaya para realizar esta diligencias en las oficinas de dicha dependencia.

Dónde tras varias horas de intensos estudios forenses por parte de la Delegación de Servicios Periciales cuyos resultados fueron integrados a la carpeta de investigación PPT/DVIII/F3/616/2022 dónde fueron entregados los restos mortales del profesor HÉCTOR A y su nieto HECTOR A de solo 10 años de edad, quienes perdieron la vida en forma por demás trágica, el pasado 8 de Junio del presente año en la autopista Totomoxtle a Tihuatlán.

Los familiares de los finados fueron acompañados por personal de la FGE, CEDH, servicios periciales, ministeriales y criminalistas donde se realizó este protocolo judicial.

Dicha diligencia judicial fue realizada por parte del licenciado Enrique Barron quién es Fiscal de Distritos con sede en Tuxpan, la licenciada Ofelia Téllez Vallerojo en su calidad de Delegada Regional de Servicios Periciales, la licenciada Adriana Hernández Rubio quién es Fiscal de Distrito de Papantla así como otros funcionarios judiciales quienes hicieron llegar toda la documentación y los restos humanos para realizar los trámites administrativos ante la oficina del Registro Civil en el municipio de Espinal para gestionar las actas de defunción así como los respectivos permisos de inhumación.

Los restos, fueron trasladados a bordo de una carroza fúnebre hasta la comunidad de Entabladero donde serán velados y posteriormente inhumados, previamente fue realizada una acción religiosa, cerrando de está forma este doloroso acontecimiento, que enlutó varios hogares de está región del Totonacapan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.